Extorsión/Violaciones RICO

La extorsión está vinculada a los sindicatos del crimen y la delincuencia organizada, e incluye delitos como la extorsión, la usura, el lavado de dinero, el tráfico de drogas, el soborno, la malversación, la falsificación, el incendio premeditado, el secuestro y la obstrucción de la justicia. El Congreso aprobó la Ley de Control del Crimen Organizado en 1970; incluido en la nueva ley federal RICO, (Chantaje Civil, Influencia/Corrupción & Crimen Organizado), promulgada en un esfuerzo por detener los negocios ilegales dedicados a actividades ilícitas y el crimen organizado. Kentucky es uno de los estados que aprobó sus propias leyes RICO después de que las leyes entraron en vigor en los Estados Unidos.

¿Cómo podría defenderse de cargos por RICO?

¿Se le ha acusado de delitos de crimen organizado o RICO en Lexington o en cualquier lugar de Kentucky?

Usted necesita llamar a Dan Carman, abogado de RICO, en Lexington. Dan ha trabajado con los acusados de delitos de RICO y sabe que una condena por cargos de RICO puede traer como resultado de ser multado hasta por $25,000 y condenado a 20 años de prisión por cada cargo. Llame a Dan en (859) 971-0060 para hablar de su defensa contra los cargos de RICO.

¿Qué es el crimen organizado?

Es un esquema deshonesto de negocio, truco o actividad. Alguien que se involucra en el crimen organizado se le llama un mafioso y la actividad en sí se conoce como crimen organizado. La extorsión probablemente ha estado ocurriendo en este país desde su fundación, pero tomó fuerza en los EE.UU. después de que la prohibición de venta de alcohol fue derogada en 1933. Grupos del crimen organizado y las familias que contrabandeaban con alcohol ilegal para hacer dinero, tenían que encontrar otras maneras de mantener el dinero que entraba cuando terminó la prohibición. Ellos comenzaron a realizar negocios ilícitos (a través de la extorsión, el soborno, y otros medios criminales). Utilizaban las empresas como fachada para ocultar anillos de juego, el lavado de dinero, el transporte y la venta de bienes robados (como el alcohol, los cigarrillos, la gasolina y armas), varias formas de fraude, incluyendo la falsificación, y otras actividades criminales lucrativas. La delincuencia organizada también se ramificó a otros delitos como el secuestro y el asesinato para mantener los negocios a flote.